epelpad

El post que buscas se encuentra eliminado, pero este también te puede interesar

Apple y el VLC Player, final con escándalo

En noviembre pasado habíamos mencionado que existían grandes posibilidades de que el VLC Player, uno de los reproductores multimedia más flexibles del mercado, fuera retirado del App Store debido a importantes diferencias entre la licencia GNU y el sistema DRM establecido por Apple. Finalmente, la aplicación fue retirada hace muy poco, pero Rémi Denis-Courmont, uno de los desarrolladores del VLC Player, ha publicado un texto en el cual menciona que la salida no fue generada por ellos, sino que fue una decisión arbitraria por parte de Cupertino. ¿Sorpresa?

Para bien o para mal, si un desarrollador quiere que su producto esté disponible en los dispositivos Apple, debe jugar sí o sí en la caja de arena de Apple. Esto es algo que conocemos muy bien como “control de plataforma”. Al tener control sobre el hardware, el software y el sistema de distribución de aplicaciones, Apple logra que su ecosistema conserve cierto nivel de equilibrio. El problema es que esta clase de control es diametralmente opuesta a otras filosofías, como por ejemplo la del código abierto. Honestamente, son contadas con los dedos de una mano las aplicaciones “open source” que llegan para quedarse en el App Store. No hay tanto problema con el hecho de que sean gratis, pero el hecho de tener que entregar el código voluntariamente es algo que Cupertino no parece estar dispuesto a hacer.

Apple y el VLC Player, final con escándalo


La más reciente víctima de este choque de posturas ha sido nada menos que el VLC Player. Festejamos su llegada a los dispositivos iOS, y esperábamos que con el tiempo aparecieran versiones más pulidas y eficientes. Pero en noviembre pasado se supo que el romance entre el VLC Player y el App Store no estaba destinado a durar. Ahora, poco más de dos meses después, el retiro se ha hecho efectivo, aunque Rémi Denis-Dourmont, uno de los desarrolladores del reproductor, tenía un par de cosas para decir. Básicamente, un abogado representando a Apple se comunicó con él para notificarle el retiro de la aplicación, sin ninguna clase de explicación o argumento legal adicional. Denis-Dourmont ha recibido gran cantidad de insultos y “correo de odio” por parte de usuarios de Apple, echándole la culpa del retiro de la aplicación, y varios blogs populares dieron a entender que los responsables del VLC Player eran, según palabras textuales de Denis-Dourmont, “idiotas idealistas” que se preocupaban más por licencias que por los usuarios.

Si bien la noticia del retiro del VLC Player no toma a nadie por sorpresa, sirve para confirmar una vez más cómo son las cosas bajo ciertos modelos de negocios. Tal y como Zeus hizo con Laelaps y la Zorra Teumesia, Cupertino arrojó su rayo y eliminó cualquier conflicto con el VLC Player de un sólo movimiento. Eventualmente, el VLC Player logrará encontrar su camino de regreso a los dispositivos iOS a través del canal Cydia, pero como hemos dicho al principio, es una cuestión de cajas de arena. No se trata de determinar quién ha tenido la culpa, o quién debió haber cedido en su postura. El punto es que los usuarios siempre son los que pagan los platos rotos con esta clase de conflictos.

0 comentarios - Apple y el VLC Player, final con escándalo