epelpad

7 Cosas que deberías saber sobre las pantallas y cómo afecta

Estamos pasando más tiempo que nunca frente a una pantalla, y esto nos causa preocupación.


7 Cosas que deberías saber sobre las pantallas y cómo afecta

Este aumento no es sorprendete, ya que hoy llevamos una pequeña pantalla con nosotros en todo momento. Según un informe del 2015 de Ofcom la gente estuvo conectada el doble de tiempo en 2014 que en 2004, superando las 20 horas semanales. Este aumento se debió a la presencia masiva de teléfonos inteligentes y tabletas.
El aumento es aún más dramático entre los jóvenes. El uso de Internet casi se ha triplicado entre los jóvenes de 16 a 24 años, desde unas 10 horas semanales en 2005 a 27 horas y media en 2014.
Por supuesto, eso no indica si pasar tiempo frente a una pantalla es bueno o malo. Pero mucha gente está preocupada. Un artículo en The Atlantic de Jean Twenge el mes pasado se preguntó: ¿Los teléfonos inteligentes habrán destruido una generación? El autor afirma que el aumento en el tiempo frente a una pantalla ha tenido un efecto "dramático" (y negativo) en la salud mental de los adolescentes, en su interacción social e incluso en sus vidas sexuales. Twenge, cuyas afirmaciones son altamente controversiales, es una de las varias voces que han planteado estas preocupaciones en los últimos años.
Así que hablamos con cuatro científicos para saber qué dice la evidencia sobre la forma en que las pantallas podrían estar afectando nuestra salud.


1. El concepto de "tiempo frente a una pantalla" no es algo simple.

salud

El Dr. Andrew Przybylski, psicólogo experimental del Instituto de Internet de la Universidad de Oxford, le dijo a BuzzFeed News que "Esta idea de que el "tiempo frente a una pantalla" es un concepto unitario surge en realidad de estudios sobre el uso de la televisión en la década de 1970 y 1980". "Y luego fue transferido a la era digital".
Pero señala que no pensamos así con respecto a otras cosas:
"No hablamos de 'tiempo frente al papel' o 'tiempo comiendo' o 'tiempo leyendo'". Tiempo pasado frente a una pantalla podría ser buscar algo en Wikipedia o ver pornografía explícita. Los efectos de esas dos cosas probablemente serán muy diferentes. Eso no quiere decir que no podamos tener debates valiosos sobre el tiempo que pasamos delante de una pantalla, pero no es tan fácil como decir "es bueno" o "es malo".



2. Es ~muy difícil~ hacer una buena investigación sobre el tema.
Vision

No hay mucha evidencia sobre el impacto del tiempo frente a una pantalla, ya sea positivo o negativo, según la Dra Suzi Gage, una psicóloga de la Universidad de Liverpool. Hay varios estudios, pero sus resultados son poco claros y difíciles de interpretar. "No es que los estudios sean malos", dice. "Es que son difíciles de realizar".
Supongamos que estudias a 10.000 personas que miran pantallas constantemente, y a otras 10.000 personas que casi no utilizan pantallas en absoluto, y hallas que las personas que utilizan pantallas son mucho más felices que las personas que no lo hacen. ¿Eso demuestra que las pantallas te hacen más feliz?
Para nada. Tal vez solo sea que las personas que utilizan pantallas son mucho más felices de todos modos. Tal vez son más ricas, en promedio, y tal vez eso los hace más felices. Puedes emplear el control experimental, comparando personas de ingresos similares, pero aún así podría haber algo en lo cual no has pensado. "Las personas que usan pantallas podrían ser diferentes en formas que no siempre entendemos", dice Gage. "Es difícil saber qué es lo que causa una correlación".
Ese es un problema común en este tipo de investigaciones. Pero es aún más difícil con las pantallas, porque la dirección de la causalidad puede confundirse. Si las personas con ansiedad social usan mucho las pantallas, ¿significa que las pantallas las ponen ansiosas? "Quizás utilizan más las pantallas porque encuentran difícil interactuar con gente cara a cara", dice Gage. Si ese es el caso, entonces podría ser que las pantallas mejoren activamente la vida social de estas personas en lugar de obstaculizarlas.
También puede ser que el problema no sean las pantallas, sino el tiempo que están ocupando. "Lo que es difícil saber, cuando la gente está usando más las pantallas, es: ¿Qué han dejado de hacer en su lugar?" se pregunta Gage.
"¿Están durmiendo menos? ¿Están saliendo menos? ¿Están socializando menos? Podría haber todo tipo de cosas que se están perdiendo por usar pantallas. Separar eso del tiempo frente a una pantalla por sí mismo es difícil".


3. Puede haber un vínculo entre el tiempo frente a una pantalla y la salud mental, pero es complejo.

pantallas

En enero, Przybylski publicó un estudio que afirma que una cantidad "moderada" de tiempo frente a una pantalla (hasta un par de horas al día los días laborables, más en el fin de semana) en realidad se vinculaba a un mejor estado mental en los adolescentes.
Y, otra vez, esto podría no ser tan sorprendente. Según el doctor Pete Etchells, psicólogo de Bath Spa University, "Si tienes chicos que no usan pantallas en absoluto, entonces no están en las redes sociales". "Si todos sus amigos sí están, eso significa que automáticamente están excluidos de esos grupos sociales".
Si se utilizan pantallas por más tiempo, se vuelve más negativo. Pero el efecto parece ser leve. "Incluso a niveles excepcionales, estamos hablando de un impacto muy pequeño", dijo Przybylski en una entrevista con BuzzFeed News para otro artículo. "Es como un tercio del mal causado (en el bienestar) por no desayunar o no dormir ocho horas".
Otros estudios anteriores también son ambiguos. Gage habló de una reseña sobre las publicaciones existentes, que analiza cuatro estudios sobre tiempo frente a una pantalla y la ansiedad. "Dos encontraron una correlación positiva, uno no encontró correlación, y otro encontró una correlación negativa". También dijo que hay un poco de evidencia que sugiere una correlación entre la depresión y el uso de las pantallas, pero que esa evidencia no es muy útil para saber si es una causa o un efecto.


4. Si esto es algo que te preocupa, quizás deberías pensar en la ~calidad~ del tiempo que pasas frente a una pantalla, en lugar de la cantidad.

Ojos

"En los últimos años, se ha comenzado a pensar que pasar tiempo frente a una pantalla está bien, siempre y cuando sea de alta calidad", dice Przybylski. El problema es que no hay una guía real sobre qué es tiempo de calidad, así que nos alejamos del campo de las hipótesis científicas empíricas, pero probablemente todos podemos hacer algunas suposiciones de sentido común sobre lo que podría contar como "calidad" (tus hijos hablando por Skype con sus abuelos) y lo que probablemente no lo sea.
Obviamente, habrá que usar el juicio personal, pero esta posición podría ser mejor que una sentencia de "las pantallas son buenas o malas". "Me parece, como padre, una cosa bastante sensata", dice Przybylski.
Etchells está de acuerdo: "Se podría hacer una analogía con la comida. Hay comida basura, y hay comida saludable. No vas a decir que la comida es mala. Señala también los videojuegos. "En un extremo del espectro estaría algo como Final Fantasy, que tarda 50 horas en completarse, y hay una historia como una película épica, y sólo lo compras una vez", dice.
"Por otro lado, hay juegos de freemium que puedes descargar de forma gratuita, pero están diseñados para ganar dinero a través de microtransacciones. Son niveles interminables que se ven iguales, muy rápidos de jugar, ganar y perder, y se aprovechan nuestra impulsividad, como las tragamonedas".


5. Como cualquier otra cosa, si usas demasiado las pantallas, entonces es demasiado.

7 Cosas que deberías saber sobre las pantallas y cómo afecta

"Es cosa de sentido común", dice Etchells, "pero si estás en las redes sociales una pequeña parte del día, está bien. Si lo haces por 18 horas, entonces es preocupante.
"Cualquier cosa que hagas en exceso es algo malo, y se siente evasivo decirlo, pero todo con moderación", dice. Leer libros es generalmente visto como algo "bueno", y si no lees libros para nada, probablemente no sea ideal, pero si estuvieras leyendo novelas durante 12 horas al día y no vas a la escuela o al trabajo y gastas todo tu dinero en novelas, entonces tampoco sería ideal.
Y, por supuesto, importa lo que no estás haciendo, tanto como lo que sí estás haciendo. Si usar pantallas te impide hacer ejercicio, entonces eso es malo; no porque las pantallas sean malas, sino porque el ejercicio es bueno.


6. Es probable que no tengas que preocuparte demasiado sobre los efectos de las pantallas en el sueño, aunque igual vale la pena ser un poco cuidadoso, especialmente los adolescentes.

salud

Russell Foster, profesor de Ciencias del sueño en la Universidad de Oxford, le dijo a BuzzFeed News que ha habido una "hipérbole" con respecto al sueño y las pantallas. La idea es que la luz azul de una pantalla de iPhone (u otra pantalla) engaña al cerebro y lo hace reiniciar su reloj interno, o se vuelve más alerta de lo que debería cuando se relaja, suprimiendo la producción de la hormona inductora del sueño llamada melatonina. Para contrarrestar esto, Apple ha introducido una función de "cambio nocturno" con poca luz azul en los iPhones, y al menos un equipo de fútbol de la Premier League hace que sus jugadores usen gafas de lente anaranjado por una hora antes de acostarse para ayudarles a dormir. Pero la evidencia de que esto tiene un efecto grande es "muy baja", dice Foster.
"Un estudio sobre libros electrónicos, con brillo completo por cuatro horas antes de acostarse, durante cinco noches, encontró que retrasaba el inicio del sueño en 10 minutos", dijo. Eso no es nada comparado con, digamos, una taza de café. Y es difícil saber si fue la luz, o simplemente el contenido; "Todos recordamos la primera vez que leímos Tiburón", dice. "Los libros no necesariamente ayudan a dormir".
Pero dice que, como regla general, es una buena idea evitar las luces brillantes, como por ejemplo, entrar en un baño iluminado, antes de acostarte. Esto es especialmente cierto para los adolescentes, cuyo reloj corporal naturalmente tiende a querer acostarse y levantarse tarde. "Cualquier cosa que no aumente tu cansancio en ese momento no ayuda". Sin embargo, esto no es solo con las pantallas: "No leo reportes científicos ni nada de eso antes de irme a dormir. Tiendo a leer novelas basura, porque son fáciles y poco exigentes".


7. En general, decir que los iPhones nos están destruyendo a todos es exagerado.
"La gente insiste en hacer de las pantallas el gran mal de la sociedad", dice Etchells. "No sé por qué es así. Seguro proviene de buenas intenciones".
Los reportes escalofriantes son "prematuros en el mejor de los casos", dice Gage. "Todos dicen que las pantallas cambian tu cerebro, pero es que todo cambia tu cerebro", dice. "Por supuesto que cambia la forma en que interactuamos, como cualquier avance en la tecnología. Estos son los mismos argumentos que teníamos cuando llegó la televisión.
"Definitivamente no creo que haya suficiente evidencia para respaldar algo tan fuerte. Es exagerado."

Así que no te preocupes demasiado por usar pantallas. No hay una buena razón para pensar que es malo en sí mismo, aunque, por supuesto, como con cualquier otra cosa, si está consumiendo demasiado tiempo en tu vida, podría ser un problema.

5 comentarios - 7 Cosas que deberías saber sobre las pantallas y cómo afecta

NightPrincess +2
Buen aporte......buena info..............+10+ reco
ELGRANTIMOTENSE
Realmente es cada vez mas la exposición a ellas, buen post