epelpad

La guía definitiva para ser diabético en 4 sencillos pasos

A muchos les puede parecer alarmista, algo que nunca llegará o que siempre les pasa a otros, pero la realidad es que cada año aumentan los casos de pacientes diagnosticados con diabetes de tipo 2, y la culpa es irremediablemente de nuestros hábitos de vida.

Más concretamente, de nuestros hábitos alimenticios, donde el azúcar y los productos ultrarrefinados viven una fiesta permanente recorriendo nuestro organismo.

Por eso queremos ayudar a crear conciencia para que la gente empiece a cuidarse un poco de una vez por todas. Toma nota y apunta: estos son los 4 pasos que te llevan directo a la diabetes de tipo 2 sin que te des cuenta.



Amar el azúcar sobre todas las cosas

La guía definitiva para ser diabético en 4 sencillos pasos

No te hagas el sorprendido, todos sabemos que el excesivo consumo de azúcar es la primera causa de riesgo de diabetes. La Organización Mundial de Salud ya ha advertido que su consumo debería reducirse a menos de un 10% de las calorías diarias que ingerimos, lo cual viene a ser como decir que intentes olvidarte de él.

El problema radica en que nos encanta endulzar nuestra vida y, de hecho, es un alimento que provoca una adicción fisiológica, por lo que cuanto más consumimos, más queremos.

Puedes empezar por eliminar de tu dieta los refrescos y por reducir los zumos. Al ser líquidos, están predigeridos y provocan un pico de glucosa en sangre que tu cuerpo se esfuerza por gestionar. También puedes intentar echar menos azúcar cada día en el café o las infusiones. Poco a poco irás apreciando los sabores reales de estas bebidas y tu metabolismo lo agradecerá.



Ser fan incondicional de la bollería y los productos ultraprocesados



Tendemos a demonizar el azúcar y a olvidarnos de otros alimentos que están haciendo que nuestro cuerpo lance señales de auxilio. Hay muchos ingredientes presentes en los productos ultraprocesados (incluidos los light o “sin azúcar”) que también aumentan el riesgo de sufrir diabetes de tipo 2, como son los almidones o las harinas refinadas. La digestión de estos hidratos de carbono es tan rápida que el efecto producido en nuestro cuerpo es muy similar al de comer azúcar.
Fíate poco de los refrescos light o zero: modifican nuestra capacidad para identificar sabores, cambian nuestro apetito y son tan dulces que jamás te quitarás esa necesidad de dulzor que tanto daño te está haciendo.



No te levantes del sofá

guia

Vamos a evitar la palabra deporte para que no te asustes, y vamos a llamarlo “actividad física”, que parece que cansa menos. Este es uno de los hábitos que más ayudan a prevenir la diabetes de tipo 2. Al movernos y hacer ejercicio, iniciamos una serie de procesos en nuestro cuerpo que ayudan a reducir la grasa y aumentan la masa muscular. Esto quiere decir que nuestro organismo va a necesitar más energía para funcionar, y ¿de dónde la va a sacar? Exacto, de los depósitos de azúcar y glucógeno que hemos ido acumulando.

Ya sabes, si quieres evitar la diabetes, lo mejor que puedes hacer es huir de ella, literalmente: ¡muévete!



Creer que quitarte el michelín es solo una cuestión de estética

Vamos a ser realistas: tener sobrepeso no es un problema de imagen, es un problema de salud, y bastante grave. Tener un alto índice de grasa corporal puede provocar una serie de efectos inflamatorios que aumentan la posibilidad de sufrir enfermedades metabólicas como la diabetes.

Pregúntale a cualquier diabético: una de las primeras cosas que les recomiendan es controlar su peso y a los médicos les da igual cómo nos quede el bañador, créeme.

Lo bueno es que para adelgazar solo tienes que eliminar de tu vida los tres hábitos anteriores. En poco tiempo tu cuerpo notará los efectos y el riesgo de sufrir diabetes disminuirá de forma considerable.

1 comentario - La guía definitiva para ser diabético en 4 sencillos pasos